welcome

sábado, 16 de abril de 2016

Obvio que pido demasiado, me considero suficiente, y si no los soy véanme como un sacrificio, un don nadie para alimentar la existencia de alguien que lo vale. No busco nada en especial creo, quiero sentir que estoy acompañado, solo eso, pero no de manera que siempre haya alguien ahí, sino que esté ahí conmigo, que me acepte un café de madrugada sin razón alguna, salir a la mierda a comprar en plena lluvia, regalonear hasta la hora del pico si es necesario, ¿Cómo no va a haber alguien capaz de atraer mi intención a través de una conversación? Le quiero libre y culta, delicada, que no le moleste ser dama por gusto, que le entretenga mi preferencia por estar lejos del concreto, que comprenda que la delicadeza no conlleva a ser superficial, y que el conocimiento no quiere decir que debe ser fría o tosca. Alguien que de medio paso más rápido que yo, que no alcancemos a interrumpirlo, pero que lea mis movimientos segundos antes de hacer algo, yo me esforzaría por aprender de ella lo suficiente para llevar una guerrilla de atenciones, a medio segundo de distancia siempre uno del otro, ver quien llena antes la acción, ¿o es demasiado? Claro que es demasiado, si no lo intento yo, entre rechazo y rechazo no habría conocido a nadie, quizás asi es siempre, quizás debo buscar, pero no quiero buscar, estoy cansado, no quiero entregar nada por nadie, al final termino en la misma pieza lamentando mi existencia como siempre. A todos les agrado, pero nunca lo suficiente, eso o no valgo el tiempo y el quitarse la vergüenza para nadie. Quizás todo va en lo repugnante que se puede ser, un labio chueco, sonrisa irregular, manchas en todo el cuerpo, pecas fuera de lugar, lunares que aparecen sin coordinación alguna, suficiente música como para encontrar mucha mierda discriminable, total es más fácil putear que comprender, odio no tener un físico decente, ni ojos cautivantes, ni una buena historia, ni el encanto suficiente para cautivar a alguien lo suficiente como para que intente saber de mí.
Asqueroso es la palabra, debe ser eso.

martes, 12 de abril de 2016

Estoy un poco hastiado, necesito un algo, no sé bien qué, un alguien que escuche lo que digo, no solo que espere a poder hablar él. Me canso de entregar, me canso de saber que no hay nadie que se interese del todo en mí, tampoco es exactamente lo que quiero, pero como es posible que a nadie le parezca interesante lo que soy, bueno, tan solo soy yo, pero, ¿Por qué no?, ¿cómo no puedo estar con alguien que me encante? Por la mierda es aburrido estar así, me incomoda siempre viajar solo, me aburre no poder conversar con alguien que tenga aceptación a suponer cualquier ángulo de vista que sea interesante, alguien que le guste madrugar solo para sentir un poco el frío, que me acepte un caño de tarde en tarde, alguien a quien puede invitar cuando salga en busca de vida, que comprenda que se puede dejar lo que no se quiere,  que falte un dia al trabajo para estar en cama solo porque llueve, o abrir las ventanas muy temprano, escuchar música sin interrupción alguna, alguien que se ponga la mochila antes que yo y viaje sabiendo que no estar en casa no significa irse, que viajar no es malo, que conversar las cosas es algo exquisito, que se apasione por probar cosas nuevas, pero que realmente lo haga sin titubeos, que me mire queriendo realmente estar conmigo; en años he entregado consejos, he recibido a quien sea, para incluso servirle un desayuno como si fuera para mi en un día medio nublado:  tomate a la plancha, tostadas, café de grano, opción de tés, pastelería de mis propias manos, siempre ofreciendo todo lo que está a mi alrededor, siempre siendo yo quien invita al cine, al teatro, al museo, a una tarde en la plaza, a viajar, a bailar, a degustar un vino, a hacer nada, pero siempre soy yo, y tan solo yo; sonriendo y sacando sonrisas, personas que dicen que soy espectacular, que debería verles más seguido, porque ellos no se moverían por mi, pero les agradaría que llegue a ellos a sonreírles un rato. Me mantengo en detalles, estando  consiente de la incomodidad ajena, y no por querer ser así, sino por cariño, porque me sobreimportan personas que no deberían importarme, ni siquiera un té se me ofrece, y si lo hacen, es porque ellos pensaban servirse, y bueno, me vieron ahí, y yo sin comprender siempre sintiéndome incomodo, y yo solo quiero estar tranquilo.

Me cuesta redactar para hacerme entender

¿Ves cuanto mundo cae en unas páginas? Aún más mundo cae en un día, y aún más mundo es el que te rodea, este es uno de mis libros favoritos, por lo mismo te lo entregué, para que veas que el mundo puede ser más grande de lo que crees,  y espero lo hayas leído sin demora alguna.
 A veces ciento que me miras con rencor por el cómo te miro, y no es que no te quiera, yo daría mi sangre por cualquiera de ustedes, tan sólo pienso que haces las cosas mal, y te lo digo porque yo no soy el que tiene nada que perder, todo el tiempo me mantengo callado, desde ya hace años, siempre supe que todos los dramas que han pasado algún día pasarían, y este será mi primer y último intento por intentar hacer algo ¿Por qué lo hago ahora? Porque siento que ya no tengo nada que perder, me cansé de callar.
 Te quiero ver libre e independiente, sabia y con una mirada vivaz, porque a tu edad se te van los años en el celular, siento que vales demasiado como para limitarte a escuchar  reggeaton y rellenar tu vocabulario con garabatos. Te quiero ver compleja y sabia, única, te quiero ver apasionada por la vida, apasionada por el querer vivir, ya que vivir y sentirse vivo no es lo mismo, los dramas y las lágrimas te pueden hacer sentir vivo, pero la angustia y los malos recuerdos no valen la pena.  Yo sé que no debería interferir, opinar o hablar, sé que es una vida que no es la mía, pero si es de alguien que me pertenece, tanto tú como tus padres y hermanos son parte de mi vida. No te quiero ver dependiente de terceros, me entristece ver que dependes de un “pololo” siempre para estar estable, o que al intentar hablar contigo te falte vocabulario para expresarte, o que nunca sepas ni estés informada de nada, o que te rodeas de gente que no te entrega absolutamente nada,  gente sin talento o vivencias, tan sólo son gente, la misma gente que está en todos lados, aquella sin sueños y sin visión, gente estúpefacta frente a estupideces sin contenido, no quiero que termines como esas personas que no son conscientes de como funciona el mundo. No te imaginas la cantidad de lagrimas que me han caído por ver como te vuelves el tipo de persona que no quisiese que fueras, no por algo personal, sino porque he visto a jóvenes por donde mismo vas caminando tú, y no es una linda historia. Y no te quiero ver ahí, siendo un trozo de algo parta todos, conocida por todos pero sin el reconocimiento de nadie. Perdóname por ser tan violento, pero así te veo, y así te vi hace muchos años, y así llegaste a estar.
Imagina una pieza dentro de otra pieza, y que esa pieza con una pieza en su interior se encuentre en una pieza aun más grande. La pieza exterior es lo que está en el universo, la pieza de adentro es donde vivimos y lo que conocemos, ahí nos encontramos caminando e intentando conocer toda la habitación, y la pieza más interior, es la gente que tan solo existe, sin aprender nada, limitan su espacio en el universo al quedarse estáticos, por favor nunca caigas en esa pieza. Dedícate a sacarle sonrisas a tu padre no llantos, y sacarle conversaciones a la gente no likes por Facebook, haz que la gente al entrar a tus redes sociales se sorprenda por la cantidad de cosas que puedes hacer, impresiónalos con todo lo que tú puedes lograr! Hay mucha diferencia entre fotos de gente haciendo cosas y fotos con la misma parada en el mismo espejo. Mujeres con un poto parado se ven en todos lados, una mujer con contenido es difícil de encontrar, y en el fondo, son las que valen más. En realidad ni siquiera  sé si saco algo con escribirte esto, pero espero entiendas lo que yo quiero para ti, y no es que no te quiera, pero como tomas decisiones de adulta te trato como tal, tansolo espero verte crecer y hacer las cosas bien, y no volver a verte por casualidad caminando sola en la villa los héroes (ahí me asaltaron, y tú, sin avisarle a nadie, a pata sola, no dije nada porque ya entendí que no hay nada que hacer ps) ni que alguien del terra me diga “aaah ya si ubico a la toña” para luego contarme que eres conocida por puros dramas, como las flaites de cuando vivia en el sur. Esas cosas me duelen, me entristecen, y no solo a mi, a todos en realidad, pero nadie nunca te dirá nada porque el silencio siempre es más cómodo. Haz las cosas bien. Dejo todo en tus manos, ahora no podrás decir que nadie nunca te dijo nada. Despójate de la superficialidad, y entrégate a lo que va más allá.
-Esto lo escribí para entregárselo junto 100años de soledad, pero creo que jamás pasará, jamás lo entenderá, ya está consumida por la ignorancia culia-